RELACIONES

Bienvenido otra vez.

“Ven, volvamos a enamorarnos como aquella vez. Volvamos a ser un nosotros para que el mundo diga que fuimos esos dos locos que lo intentaron de nuevo y les salió bien”.

 

De todas las bromas que la vida se gasta, los reencuentros son sus favoritos y su especialidad. Junta caminos y destinos por un rato, para después separarlos, y luego caprichosamente, volverlos a juntar como si eso le causara gracia. 

Sin embargo y a pesar de haberme convertido en una de esas personas que suelen dejar el pasado atrás, hoy agradezco este nuevo encuentro porque es contigo y nadie más. Sé que ya no somos extraños a pesar de que durante todo este tiempo sin vernos, haya parecido lo contrario. No obstante, para mí es como si lo fuera y quiero pensar que así es. Que este es un nuevo encuentro que nada tiene que ver con lo ocurrido antes.

Debo confesarte que durante todo este tiempo sin verte, han pasado muchas cosas. Y no voy a mentirte diciendo que no doliste o no te extrañé, porque sí lo hice, aunque fuera sólo al inicio pero dolió. Después con el paso del tiempo la herida sanó y tu recuerdo dejó de ser recurrente en mi mente hasta llegar a creer que te había olvidado por completo, pero no fue así. Sólo te tenía bajo llave en ese baúl de memorias que no se suelen visitar demasiado.

Durante este tiempo sin saber nada de ti, conocí gente; me volví a enamorar y me aventuré a querer de nuevo a otras personas que me enseñaron muchas cosas. Cosas que creo, me han hecho ser mejor persona. Y a pesar de eso, esas historias terminaron también, pero no las extraño, sólo les agradezco por haberme sucedido, porque de alguna forma, algo en mi interior sabía que debía prepararme con otras experiencias para este momento.

“Ven, te invito de nuevo a que volvamos a ir juntos como antes, pero mejor. Volvamos a tomarnos de la mano para esta vez no soltarnos. Volvamos a contarle al mundo una historia de esas que sólo dos enamorados pueden contar”.

Y hoy, de todos los lugares y posibilidades infinitas para reencontrarme con alguien, tuve que venirme a encontrar contigo nuevamente, como si esto ya hubiera estado planeado con anticipación o destinado a ser. Y puede que realmente sea así. Que la vida en sus múltiples vueltas y juegos, nos haya tenido guardada esta sorpresa hasta que llegara el momento correcto y llegó.

Como te dije, sé que ya no somos extraños pero al mismo tiempo sí. Has cambiado y he cambiado. Sé que eres tú, pero te veo diferente y hay algo en ti que no reconozco, pero me gusta.
Tal vez sea la experiencia de lo que has vivido lejos de mí reflejada en tu rostro, con más madurez y más sabiduría. O quizá sea tu mirada que ya no brilla con cualquier cosa como antes, y ahora sólo lo hace cuando realmente tiene motivos que valen la pena. Por ejemplo, éste. 

Definitivamente hemos cambiado y me atrevería a decir que hasta hemos mejorado. Probablemente aquel entonces no era nuestro tiempo y fue sólo una pequeña presentación para que dejáramos de ser extraños.
Después de todo, creo que la vida sabe jugar muy bien sus cartas y mueve sus piezas por una razón, y la razón en esta historia que tuvo intermedio, fue que tú y yo nos perdiéramos para vivir otras cosas y prepararnos para encontrarnos de nuevo y hacer otra vez nuestra historia, sólo que esta vez, más maduros, menos necios…más sabios.

Ahora que todo tiene sentido, te doy la bienvenida otra vez. 

Fin.

 

SÍGUEME:

FACEBOOK: Alex Toledo Escritor

TWITTER: @alejilloTol

INSTAGRAM: alejilloto

Tags:

4 thoughts

  • En mi vida ahora pasa algo similar y no me da miedo arriesgarme porque se que vale la pena! Sin duda alguna, cuando te vuelves a reencontrar con esa persona especial, sabes que muchas cosas han cambiado, pero vas con la experiencia de no volver a cometer los mismos errores!

  • DEFINITIVAMENTE ESTOY VIVIENDO ALGO SIMILAR PERO EN LO PERSONAL CREO QUE NO HAY SEGUNDAS OPORTUNIDADES MEJORES QUE LAS PRIMERAS O TAL VEZ ES POR COMO SE DIERON LAS COSAS EN LA PRIMERA VEZ…
    O TAL VEZ SI LO SON PERO DEPENDE DE AMBOS!!!
    A VECES ES TAN CONFUSO

Deja un comentario