No quiero ser como tú.

“En la vida hay dos clases de personas: las que aprenden a sanarse el corazón y los que van por la vida rompiendo otros corazones, tal y como se los destruyeron a ellos”.

 

Así que entonces también eres parte de las estadísticas. Vives en ese poblado lugar en donde únicamente habitan aquellos que han estado cargando en el pecho algo muy pesado durante un buen tiempo. Me refiero a un roto corazón. Bueno, pues bienvenido.

A estas alturas el daño ya está hecho. No importa si es reciente y tiene ya algún tiempo, la cosa es que ya está hecho y nada puedes hacer

Y lo sé, sé que el enojo te consume por dentro, que quisieras gritarle al desalmado que te dejó el corazón hecho trizas sin necesidad, e inclusive, en no volverte a enamorar nunca más.

Ya has pasado por eso antes y esto no es más que una piedra más a ese costal que se ha llenado viviendo la misma experiencia de decepciones una y otra vez. Por lo tanto estás cansado, lo sé, lo sabes y simplemente estás harto de vivir más de lo mismo.

Entonces, un buen día y hastiado de caer en la misma experiencia, decidiste no ser más la muñeca fea que llora por los rincones, la dama de las camelias sufriendo en los balcones, por lo que tomaste todas tus partes rotas y aunque no supiste cómo pegarlas de nuevo, la cargaste contigo.

En ese momento, algo dentro de ti te hizo creer que sería una muy buena idea volverte más duro, frío e insensible, con tal de hacerte “más fuerte” e impermeable al dolor para protegerte y evitar una experiencia como las que ya habías vivido.

Desde entonces, así has caminado el sendero de tu vida. Con una armadura impenetrable que nadie, incluso aquellos que no tienen malas intenciones, pueden penetrar. Y crees que así estás bien. 

Te has vendido a ti mismo esa idea de forma tan perfecta, que no te has dado cuenta de la manera en la que ahora eres tú quien va por la vida rompiendo otros corazones y armando puros cuentos falsos. Pero sea como sea, felicidades, te convertiste en esa persona que alguna vez, cometió la infamia de romper lo que quedaba de ti. 

“Convertirte en alguien igual al patán que te arrancó el corazón, es malo. Pero ser un patán y encima tener el corazón roto, es aún peor”.

 

Sin embargo, hoy estoy aquí para pedirte que por favor te detengas. Aún estás a tiempo de darte cuenta que rompiendo a otros no es la mejor forma de reconstruirte  nuevamente. No seas el patán en la historia de otro que después de ti, comience también a destruir lo que queda de otros, gracias a ti. Deja de ser la víctima que se convirtió en victimario.

Date cuenta que seguir los pasos del asesino que mató tu corazón, no te hará olvidar ese dolor ni mucho menos sanarte como lo esperas. De hecho, no estarás más que siendo una copia de él y de las baratas, porque al menos él, es malo desde siempre y tú decidiste hacerte malo por despecho y dolor. No lo hagas. 

Sé que duele andar por la vida cargando algunas ilusiones rotas, a todos todos nos ha pasado, pero creo que es peor dejarse morir en el intento de volver a surgir.

Y posiblemente no tengas idea de cómo reparar tus pedazos y es normal. Después de todo, volver a confiar y creer resulta una tarea titánica cuando lo único que has tenido son sinsabores, pero irónicamente, ahí está la solución. La simple voluntad de juntar fuerza y seguir es algo que solamente los valientes tienen el coraje de hacer.

Hazlo. El día que entiendas que ir matando a quemarropa el corazón de otros que aún creen, no es la mejor medicina para tu vacío y que a veces para hacerse más fuerte es necesario saber lo que es estar destrozado por dentro, ese día, sin que sepas cómo, todas tus partes rotas volverán a juntarse.  

Entonces volverás a creer y nunca nadie te podrá romper, porque como dije, cualquiera puede volverse un rufián que va por la vida pateando buenas voluntades, pero seguir dando lo mejor después de haber vivido lo peor…eso es algo que sólo un valiente puede hacer. Lo sé, lo sabes, lo sabemos.

Atte: Alguien destrozado que supo cómo juntar todas sus partes rotas.

Fin.

SÍGUEME:

TWITTER: @alejillotol

INSTAGRAM: alejillotol 

FACEBOOK: Alex Toledo Escritor

11 Comments

  • Responder noviembre 3, 2016

    Alex Rodríguez

    Qué cagado es esto del amor, es sorprendente la manera en que lo más hermoso que tiene esta vida que precisamente es eso, el amor, de un momento a otro se vuelva una tortura.
    Ojalá algún día, los seres humanos tomemos buenas decisiones y no tomemos tan a la ligera algo tan importante y delicado cómo el amor.
    El día que eso pase habrá menos corazones rotos y más gente plena.

  • Responder noviembre 3, 2016

    May

    A mi una vez me destrozaron el corazón tanto, tan inmensamente que llegué a creer que ya nadie me iba a poder amar. Llegué a considerarme a mí misma un monstruo que no merecía ser amado por las cosas que me habían pasado.
    Y a mi lado siempre estuvo mi mejor amigo, diciendo que algún día encontraría a esa persona que me quisiera más que cualquier persona anterior con la que yo hubiera entablado alguna relación sentimental.

    Y empecé a frecuentar más a mi mejor amiga de la prepa y un buen día le dije que quería que fuera mi novia y ella aceptó y con el tiempo le fui contando todos mis secretos y todo lo que hice y que me hicieron y aprendí a confiar y a volver a amar y a entregarme por completo. Me enamoré de ella de tal manera en que sabes que estás saltando a un vacío y no tienes paracaídas para aterrizar.

    Pero lo mejor de todo fue que aprendí a amarme a mí misma, sané y dejé que me ayudaran a sanar mi corazón.
    Y fue algo muy bonito.

    No deberíamos andar por el mundo destrozando personas porque de verdad habemos los que quedamos muy rotos. Y siempre hay un buen futuro esperando.

  • Responder noviembre 3, 2016

    M

    Curiosamente eres una inspiración para mi ex, te lee todos los días, eres como su guía del diario vivir. Lamentablemente me tocó amar y arriesgarlo todo. Nunca en mi vida pensé que podría llegar a enamorarme y sufrir algo así. Me costó mucho trabajo levantarme, mis calificaciones de la escuela bajaron, perdí mi trabajo, en mi casa pues el ambiente no está a mi favor desde que intenté abrirme, y digo intenté porque no terminé de hacerlo, no hubo oportunidad de hacerlo, mis amigos me dieron la espalda, blablabla.

    Pero ese no es el punto, la verdad todo esto que leo explica mucho más de como yo en carne propia puedo hacerlo. No te miento que lo extraño, extraño los momentos, los recuerdos, el simple hecho de estar a su lado porque me enseñó tantas cosas que yo no sabía. Me ha costado mucho trabajo inclusive el aceptarme, todos los días es lo mismo, estoy en una fase donde yo me quedo pensando: “¿Qué fue lo que hice yo para que se fuera?”.

    Soy alguien que le han roto el corazón muchas veces, y no te voy a mentir, me dan tantas ganas de querer ponerme en la posición de esa gente. Fría, cabr*na, sin sentimientos, el poder tener ese privilegio de poder lastimar a la gente con tan sólo una palabra. Te confieso que ya me cansé de ser una persona noble, pero es mi naturaleza, me tocó ser así, y tengo que aceptarme tal y como soy. Duele mucho tener que abrirle el corazón a alguien. Me cuesta mucho trabajo creer que eso del amor existe, aunque sueño con eso todas las noches, hasta ha habido días que no puedo dormir.

    Pero en fin, gracias por hacerme llorar un rato. La verdad lo disfruté, tiendo a escribir mucho, son tantas historias y tan poco tiempo. Ojalá tanto texto mío no te frustre. Y gracias por compartir todo esto con nosotros, sería una dicha y un privilegio el poder intercambiar textos contigo algún día. La verdad no he conocido a nadie, y no pienso hacerlo. Aunque a veces son tantas las ganas de querer darme la oportunidad, no lo hago. Pareciera que son máquinas sexuales que si no reciben lo que tanto quieren, eres uno más, y te botan. Los hechos a la antigua están en extinción. Pero, si encuentras uno, ¿Dale mi número no? Jajaja. Si es que llegas a leer esto, te mando un enorme abrazo… Gracias por todo.

    • Responder noviembre 3, 2016

      Pablo

      Hola M! Me sentí muy identificado contigo. Yo me he sentido igual que tú y también he querido convertirme en alguien más duro y frío pero no puedo, no puedo ser otra persona ni pretender serlo y es más, no quiero y ni voy a luchar por cambiar mi esencia, porque tarde que temprano quien esté a nuestro lado se dará cuenta de ello. Quien nos ame nos amará tal cual somos. Lo que sí, sí voy a estar atento a cada señal para saber si esa otra persona quiere construir algo lindo conmigo o no. No te rindas y no dejes de ser una persona buena y noble, que todavía habemos chicos que buscamos lo mismo que tú y que no pagamos con la misma moneda a otros con la que nos pagaron. Un abrazo fuerte M.

    • Responder noviembre 3, 2016

      FER

      si vivieras en usa te daria mi numero,
      a mi me hicieron pedasos
      pero amigo mio es culpa nuestra
      porque no nos queriamos y es hora de empezar a hacerlo porque si tu te amas y sanas. una persona sana, sana al resto
      y es feliz

  • Responder noviembre 3, 2016

    José Montes

    A mi me rompieron el corazón a los 19, mi primer pareja y fue súper triste, pero lo perdone y me perdone a mi también, por haber permitido que se burlaran de mí, seguí adelante y aunque tengo un año soltero, aún creo que hay gente dispuesta a amar y dejarse amar.

  • Responder noviembre 3, 2016

    Edd

    Hola, muchas gracias por esta nota, me ha servido bastante, aunque no le he roto el corazón a nadie, había tomado esa decisión precisamente anoche, pero esto en verdad me ha servido y como dices el daño ya esta hecho y no queda de otra más que seguir adelante amandome cada día sin destruir a nadie. Gracias.

  • Responder noviembre 3, 2016

    Israel cortes romero

    Diosssss..!! Es cierto me he convertido en alguien peor sólo por miedo a volver a pasar lo mismo. Y me e negado la oportunidad de volver a ser feliz. Me he fallado a mi mismo, siempre cerrando mi corazón a tanta gente hermosa que a pasado a mi lado y sin darme cuenta que daño les GE causado yo… Perdonnnn.!!

  • Responder noviembre 3, 2016

    Pablo

    Hola Alex. Como siempre un placer leerte. Somos muchos los que hemos pasado por la experiencia de tener un corazón roto pero como bien dices, es una tarea titánica ponerse de pie para seguir adelante con valentía, tomando cada experiencia de forma constructiva y verlo como una oportunidad para crecer como ser humano, para definir que es lo que en verdad estamos buscando y queremos de una relación y ser más inteligentes al momento de decidir con quién compartir nuestra vida y poner límites. Yo he pasado a lo largo de mi vida por algunos sinsabores en el plano de amistades y en el de pareja. Hace poco crucé por una experiencia desagradable en el plano amoroso y fue para mí como la cerecita del pastel de una serie de eventos desafortunados y de verdad no hallaba la puerta, pero poco a poco me fui levantando y me ayudó a dar un paso adelante. Me volví a encontrar conmigo mismo y a sentirme cómodo conmigo. Es cierto que duele, pero siempre vuelves a sonreír y a encontrarle sentido a la vida. Cierto que también dije que no volvería a creer en una relación de pareja pero algo en el fondo de mi me repite siempre “Espera, ten paciencia, llegará” y a pesar de que quien me dejó el corazón roto casi lo destruye y con el mis esperanzas, es inexplicable esta sensación de tener la certeza de que aunque todo parezca oscuro algo bueno llegará, no sé cuando, pero estoy seguro de que así será. Los momentos y experiencias buenas hay que tomarlas y abrazarlas a manos llenas por más pequeñas que sean y las no tan buenas, tomarlas con pincitas, tomar lo bueno, aprender de ellas y no permitir que nos invadan. No sé si encuentre a alguien, pero si creo que todos tenemos el derecho de encontrarnos con esa persona especial, creo que todos somos merecedores de amor y en lo personal, creo que este mundo ya tiene suficientes problemas como para todavía poner más resentimiento y coraje en él, mejor en lugar de cobrar venganza (aunque suene muy de concurso de belleza), pongámosle amor y extendamos la mano a los demás para irlo cambiando, obviamente empezando con nosotros mismos poniendo el ejemplo con nuestros actos. Un abrazo Alex.

  • Responder noviembre 3, 2016

    Adan

    Justamente acabo de terminar una relacion di todo de m, para recibir ahora el rechazo de la persona que causo revoluciones en mi existencia el me ayudo a sacar el yo que traia dentro y ahora no se que hacer 🙁

  • Responder diciembre 22, 2016

    Jesus

    Termine una relación en donde siento que di demasiado de mi y en donde jamás recibí algo ni siquiera cariño, esta situación lo único que hizo fue hacerme más fuerte y selectivo pero si algo tengo claro es que jamás quiero que otra persona pase por lo que yo pase y mucho menos ser yo su verdugo!!
    En verdad eres inspiración y soy tu fan!!

Leave a Reply

Deja un comentario